jueves, 1 de noviembre de 2018

La Santa Sed en la Noche en negro almeriense.


La tarde del 31 de octubre en la librería Bibabuk unos cuantos locos desafiamos al frío, la lluvia y las almas perdidas para charlar un rato sobre cómics de horror, -en concreto de "La Santa Sed"-, literatura fantástica, los orígenes de Halloween, autores malditos -en concreto, yo-, fantasmas y alguna que otra pesadilla propia de la noche de difuntos y del oficio de dibujante. El amigo Alejandro Ortega ofició de maestro de ceremonias de esta guisa.




En una charla sobre Bill el Largo y especialmente sobre "La Santa Sed" no podían faltar las cervezas. Las hubo antes, durante y después. Y creo que tuvieron mucho que ver en el tono de cachondeo desenfadado del acto. Tampoco faltaron las referencias a libros malditos y cómics rarunos.
El poco guión que había preparado no fue necesario ni de lejos, por fortuna las preguntas del señor Ortega condujeron el acto con elegancia tocando distintos palos muy del agrado del respetable. Hubo risas, disquisiciones sobre si Halloween sí o no, vistazos atrás sobre el origen de Bill el Largo y preguntas del público la mar de interesantes. Hasta hermosas brujas espontáneas interrumpieron al autor para lanzarle conjuros de amor. Luego firmas, cervezas y excesos. 




¡Gracias a los sistentes! In taberna mori.










domingo, 28 de octubre de 2018

24 Horas en Granada: risas, firmas, fiebre y nieve.



Viaje relámpago a Granada con un trancazo épico para visitar viejos amigos y firmar ejemplares de "La Santa Sed" en la Subterránea de Paco. 24 horas que han dado de sí bastante entre tercios de Alhambra especial y mocos. 


Dos Hermanos de la Santa Sed firmando mano a mano. Enrique Bonet, -Virgilio de las tascas infernales granadinas y prologuista de excepción- y un servidor. ¡Gracias a todos los que os pasasteis a saludar! Viejos conocidos y alguno nuevo que se ha subido, espero que gustosamente, al barco de Bill el Largo. 



Hubo tiempo justo, -mientras la fiebre me consumía-, para pasarnos por la Madraza a ver la expo organizada por el "comisario Bonet". Una delicia donde se pueden degustar cosicas granadinas como éstas de las fotos :





Sales de la expo con ganas de resolver algún misterio, el que sea, y trasegarte una botella de bourbon, de paso. 


Y para terminar, las primeras nieves. 





domingo, 14 de octubre de 2018

Gira otoñal de Bill el Largo


Halloween nos trae unas cuantas sesiones de firmas y presentaciones de "La Santa Sed". 
El finde del 20 de Octubre estaré en el FestiCómic de El Ejido con unos cuantos ejemplares de "Las aventuras de Bill el Largo", "Duncan el frailecillo valiente" y "La Santa Sed". ¡Espero reencontrar viejos amigos y hacer alguno nuevo! 


El siguiente fin de semana estaré en la mítica Subterránea de Granada, una de mis ciudades favoritas del mundo mundial. Será el Sábado a las 18:30. 


La noche de Halloween a las 19:00 os espero en la Librería BIBABUK de Almería para una sesión de espiritismo etílico. ¿Qué mejor forma de empezar la Noche en Negro? ¡Nos vemos!




lunes, 17 de septiembre de 2018

Un Bill el Largo


                                                            Dibujado por Luis Durán.

martes, 31 de julio de 2018

Roisin Dubh

                                           
Hay un entramado telúrico de caminos que unen todos mis destinos atlánticos: Bretaña, Escocia, -Orkney y Shetland-, Gales, Islandia, las Feroe, nuestra cornisa, Noruega... Pero siempre regreso a Irlanda por encima de toda otra consideración. Chesús Yuste habla del "Síndrome de Oisin". No sé qué es; una mezcla de sueños trasnochados, folclore y exuberancia "mediterránea" plagada de verdor. En cualquier caso, regresar a Irlanda parecía un broche adecuado tras la aventura que supuso "LA SANTA SED". Para colmo, se me apareció un fantasma que prometió echarme un cable con la próxima historia de Bill el Largo. ¡Salud!
                                                           

Dedicatorias estivales de "La Santa Sed"







Algunas mejores, otras menos inspiradas, casi todas regadas con pintas de Guinnes... cada ejemplar de la Santa Sed que va para un amigo cuenta con una dedicatoria. Estos pobres dibujillos creo que en sí suman todo eso de lo que trata La Santa Sed: amistad, música, placer y aventura. ¡Feliz verano!